Primer Festival de Cine Antonio Moreno Villa de Los Barrios – Diciembre 2015

Precisamente en Octubre me enteré de que en Los Barrios estaban organizando un Festival de Cortos con el nombre de Antonio para Diciembre. Justo en la semana anterior de nuestro estreno en Madrid. ¿Qué mejor sitio para un pre-estreno? Fue el mayor regalo para la película. Antonio ha pasado ya, antes del estreno, de ser un actor olvidado a tener un Festival con su nombre, nada menos. Ahora, si miramos en las listas de los Festivales de Cine, aparece uno llamado Antonio Moreno y es algo maravilloso. Desde la primera vez que viajé a Los Barrios a buscar los recuerdos que quedaban de Antonio y conocí a los integrantes del Ayuntamiento, que se emocionaron con la historia y me dieron todo su apoyo, y a las personas que podían contar anécdotas que no se contaban desde hacía décadas y que luego aceptaron estar en la película, no he recibido más que apoyo y cariño. Es un pueblo blanco, limpio y encantador, muy cerca de Algeciras, desde el que se ve Gibraltar, lleno de vida, que intenta reconstruir el antiguo cine con el techo destrozado y que ha habilitado el antiguo Pósito (un precioso edificio para almacenar grano del siglo XVIII) para proyectar los 35 cortos seleccionados y nuestro documental, que cerró el certamen. Allí estuvimos Carlos Castañón (que pone la voz a Antonio en la película, en inglés y en español) y yo encantadísimos, visitando a los amigos para citarles en el Pósito y disfrutando del ambiente amable y cariñoso.

La proyección fue muy emocionante porque cerraba un círculo: en octubre del año pasado, durante el puente de El Pilar comenzamos allí nuestro rodaje en Algeciras, Puente Mayorga, Campamento y, por supuesto, Los Barrios. Propusimos al alcalde hacer una proyección de The Spanish Dancer de 1923, la película que nos serviría de guía a lo largo de nuestro documental y que nos prestaría el título. El Instituto The Eye de Amsterdam, que ha hecho una magnífica restauración, nos proporcionó la copia y la proyectamos en el Pósito para rodar el reecuentro de Antonio con los vecinos de su madre en Los Barrios. La sala se llenó y fue un éxito. Tuvimos la ayuda del excelente profesor de música, Carmelo, que acompañó al piano toda la proyección e hizo un magnífico trabajo. Así que, que 15 meses después pudiéramos ver la otra The Spanish Dancer, la de ahora, nuestro trabajo terminado, fue un momento mágico para mí.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s